jueves, 23 de abril de 2015

LAS LÁGRIMAS DE COCODRILO DE LAS CLASES DIRIGENTES DE EUROPA.

EUROPA Y LOS NÁUFRAGOS DEL MEDITERRÁNEO.
Diría que estoy alucinado con la  actitud de los dirigentes políticos europeos para "solucionar" el drama que afecta a millones de personas, de las cuales mueren muchos miles año tras año, mes tras mes, día tras día. Pero no estoy alucinado porque conozco su"calidad" política y humana, horneada en el neoliberalismo más despiadado. 
Pero vean, no se les ocurre otra cosa para hacer frente a una tragedia que en tres días ha matado a más de 1000 personas que plantear como principales medidas a adoptar que hundir los barquichuelos en los que intentan llegar a las costas europeas  para que no puedan ser utilizados y reforzar las fronteras para que no se pueda colar ningún indeseado africano. Las migraciones masivas sólo son válidas y aceptables cuando el capitalismo necesita mano de obre abundante y barata en los momentos de auge, para que cubran los peores trabajos y abaraten el salario del conjunto de la clase obrera. Si no es así, hundir las chalupas que fletan las mafias consentidas y poner más bayonetas en las fronteras. Y esta es la Europa miserable actual que gradualmente ha ido laminando o enterrando los derechos sociales y humanistas históricos que conquistó el movimiento obrero y la izquierda en duras luchas. 
Una Europa a la que no se le ocurre nunca defender en el mundo más desarrollado economicamente programas económicos, sociales, educativos, de salud, de infraestucturas básicas como el agua, las comunicaciones y los transportes, para aplicar en los países empobrecidos, en gran parte por la herencia recibida de las potencias coloniales europeas; ni tampoco tomar ninguna medida contra las guerras de las que el capitalismo europeo es en gran parte responsable, o directo ejecutor, y combatir de verdad los movimientos terroristas que han creado e impulsado en Iraq, Libia o Siria; ni mucho menos para arreglar la Libia que ellos y sus bombarderos de la Organización Terrorista del Atlántico Norte destruyeron. 
En resumen, de la Europa de la política miserable del neoliberalismo no se puede esperar gran cosa. Tendremos que continuar denunciando las fechorías de esta Europa y defendiendo otras actitudes que pongan en primerísimo plano la vida de la gente, la comida necesaria para que no mueran de inanición las personas, la educación y la sanidad básicas, el fin de las guerras neocoloniales para saquear las riquezas y dominar los territorios, el cese total de la creación de movimientos terroristas como los que asolan Libia, Iraq y Siria.  

NO A LA GUERRA. NO A LA OTAN. SÁBADO, 25 DE ABRIL,
MARCHA A TORREJÓN ( SALIDA METRO CANILLEJAS)
LIBERTAD PARA MANNING, ASSANGE Y SNOWDEN. 

lunes, 20 de abril de 2015

MISERIA, BOMBARDEOS, DESTRUCCIÓN=MILES DE MUERTOS EN NAUFRAGIO.

LA UNIÓN EUROPEA Y LOS NAÚFRAGOS. 
La actitud general de la UE (sistema financiero, político y de comunicación) raya con el cinismo criminal. Lamentaciones "humanistas" que suenan a justificación. Algún dirigente político incluso ha llegado a decir que los países de origen de las avalanchas migratorias intervengan y arreglen la situación que afecta a millones de personas. Miles y miles de esas personas esperan en las costas de Libia que las mafias de la trata humana les amontonen a centenares en barcazas o pesqueros frágiles y ruinosos, algunos de los cuales se hunden antes de poder ser rescatados por los barcos de la armada italiana muriendo centenares en cada naufragio. Más de mil, según los cálculos más conservadores en tres días. Esto sin contar los que se dirigen a las costas griegas y españolas.
Antes de proseguir el relato de denuncia de la actitud de las autoridades europeas conviene recordar brevemente el origen y el porqué de tanta persona desesperada dispuesta a jugarse la vida en barquichuelas, pagando antes lo que no tienen a sus verdugos mafiosos directos. ¿Y cuáles son los países de origen de los naúfragos? En primer lugar todos los que han sido o son territorio de influencia occidental que se ven desangrados y empobrecidos por enfrentamientos "religiosos y tribales" producidos en general por la disputa de territorios y materias primas que los capitales internacionales aspiran a poseer en su totalidad en complicidad con los caciques locales que se enriquecen a costa de la miseria de sus conciudadanos (Somalia, Etiopía, Kenia, Yibuti, Eritrea, Sudán..., el África subsahariana hasta Centro África....).  
Pero esto sería una descripción de realidades conocidas que no profundizaría en el conocimiento de la actual avalancha inmigratoria que parte de las costas de Libia con total impunidad para las mafias que los saquean y miles de muertos. En Libia, hasta que los bombarderos de la OTAN, UE y EEUU, asesinaran a miles de personas y la destruyeran, trabajaban y vivían millones de subsaharianos que tenían, al igual que los autóctonos libios unas condiciones de vida aceptables, fruto de su trabajo. Esto se hundió, como desapareció la posibilidad de una unidad política y económica africana, con moneda propia, defendida por Muamar al Gadafi, uno de los principales motivos de su asesinato y de la destrucción del país. Aquellos miles y miles de subsaharianos lo perdieron todo y no les quedó otra alternativa que volver a sus lugares de origen a vegetar, o hacer cola en las costas libias para embarcarse hacia una Europa-refugio co-autora de sus desgracias. Antes había habido en 2003 la destrucción de Iraq por EEUU y aliados, destrucción causada por una guerra sin tan siquiera el consentimiento de la ONU, montada a partir de monstruosas mentiras sobre la base de la relación de Iraq y Sadam Husein con el terrorismo y la posesión de armas de destrucción masiva. Quedo claro que eran mentiras pero los autores de las mismas, criminales de guerra, no han sido importunados ni por elementales preguntas en la ONU, en la Corte Penal Internacional o en un juzgado de barrio. Ahí campan continuando sus fechorías mientras uno de los causantes, José Ma. Aznar, se permite el lujo de aliarse con otro personaje siniestro de la política y los negocios, Felipe González, para ir a defender a los golpistas venezolanos y, de pasada, arremeter contra el pueblo y el gobierno bolivarianos. Y si con esto no esta completa la historia que desemboca en miles de naúfragos en las costas libio-italianas vino la intervención contra el pueblo y gobierno de Siria. O sea, que los países que ahora lloriquean y simulan rasgarse las vestiduras por los miles de muertos en el mar, no sólo han contribuido a un empobrecimiento de todos los países citados en primer término, sino que no son capaces de aprobar políticas de desarrollo económico y social, educativo y sanitario de éstos. Pero además han sido los principales destructores de tres países que, con todas sus posibles contradicciones, eran los más avanzados socialmente y en derechos de igualdad de toda la zona. En Iraq y Libia bombardeando directamente y en Siria interviniendo indirectamente. En los tres armando, financiando e impulsando un movimiento terrorista feudal de acuerdo con Arabia Saudí, Qatar e Israel. Y la pregunta a los ministros de exteriores de la UE que se han reunido hoy y a los jefes de estado que se reunirán otro día o a la propia ONU es: ¿aprobarán ustedes verdaderos programas de desarrollo económico, social, educativo, sanitario y de infraestructuras básicas como el servicio de aguas para vivir y para regar; acabarán con la complicidad con los terroristas que han impulsado en Iraq, Libia y Siria?  Todo lo demás, lloriqueo y retórica "humanista" no tiene ninguna credibilidad. Sobra. Es una farsa trágica.

PROGRAMAS DE DESARROLLO PARA ÁFRICA. FIN DE LA AGRESIÓN A LOS PUEBLOS Y DE LA ALIANZA ENTRE TERRORISMOS. 
NO A LA GUERRA. NO A LA OTAN. 
LIBERTAD PARA MANNING, ASSANGE Y SNOWDEN.

sábado, 18 de abril de 2015

FALTABA LA PIEZA MAYOR, HASTA EL MOMENTO: RATO.

Y EMERGIÓ RATO DE LAS BODEGAS DEL DELITO.
Por si el país no tenía suficiente con Gürtel, ERES, Urdangarín, Pujol..., y todo el compadreo político-económico-financiero de una larga etapa, llega Rato para completar el panorama dando un salto desde el FMI a las finanzas fraudulentas de Bankia, después de haber pasado por la más alta política de cualquier gobierno. El que fue declarado por sus colegas de partido y hasta aceptado por casi todo el mundo como un genio de la economía, que había sacado a España de todas las crisis, aunque se discrepase de él en la aplicación de su línea ideológica, pasa a ser un simple muñidor de beneficios en provecho propio. Para entendernos mejor: aprovechar la política y todos sus instrumentos de poder económico para enriquecerse. La verdad, independientemente de la lejanía ideológica y política con Rato, o con Pujol, a uno le gustaría que hubiera una cierta decencia y honradez en los comportamientos de todos los políticos/as ya que si no es así lo degradan todo: la política en su conjunto, las relaciones humanas y cívicas y hasta el estado de ánimo y la convivencia. 
Haciendo un poco de historia, en 1978, sin una relación de fuerzas capaz de producir una ruptura democrática de carácter constituyente, España entró en una nueva etapa que se caracterizaba por dos cosas: democracia representativa en el terreno político-institucional y proceso de "liberalización" en el económico, concretado entre otras cosas significativas en la privatización de las empresas públicas más importantes. En un largo proceso aquello ha desembocado en lo actual: democracia representativa de baja calidad y neoliberalismo desbordado, habiéndose privatizado ya casi todo lo empresarial y entrándose desde hace tiempo en la privatización, lo llaman externalización, de servicios sociales básicos, en especial sanidad y educación . Todos los aspectos sociales fundamentales que la Constitución de 1978 establecía como derechos, la vivienda por ejemplo, se han ido liquidando o difuminando al tiempo que avanzaban las ideas y prácticas del capitalismo  más neoliberal (no me entusiasma el concepto "capitalismo de amiguetes", es muy limitativo de lo que hay y de lo que pasa).
Rato, por si había dudas, da una imagen más próxima de fin de época. Y al llegar a este punto es preciso meditar sobre este fin de época, para situarse de la mejor manera posible en la defensa de los intereses de la mayoría y en el fortalecimiento de los programas y propuestas para el cambio social. No vale precipitarse y creer que cualquier cosa es válida, siempre que vaya avalada por un concepto abstracto y snob de la renovación y de la juventud como categorías que en si son ya todo un proyecto. Además de nuestras propias vivencias todavía recuerdo la experiencia cercana de Italia: autodisolución del Partido Comunista Italiano (PCI) cuando la URSS se fracciona, para dar paso a un partido democrático de izquierdas que pronto se convierte en un partido democrático al estilo americano, aceptando el imperativo del imperialismo norteamericano de impedir de cualquier forma la posible llegada al gobierno de Italia de un partido comunista. Después de esto continuó un proceso de desmantelamiento del anterior sistema político, con la llegada de "Manos Limpias", denunciando la corrupción del sistema lo que trajo la desaparición del Partido Socialista y de la Democracia Cristiana. Después de casi 30 años, y del desarrollo de la teoría "ni de izquierdas ni de derechas", sólo la democracia liberal y el neoliberalismo económico como sistema inmodificable, podemos analizar y juzgar la situación italiana, ver lo que hay y la perspectiva que apunta.
Algunas precisiones que parecen necesarias a tenor de algunos "debates". Ser de izquierdas, incluso querer ejercer de comunista, no significa ir con el cuchillo entre los dientes para abatir al perverso burgués, defendiendo dogmas inamovibles y una secta cerrada, sino tener una concepción del mundo y de la realidad política no capitalista, defenderla y querer aplicarla. Una concepción que, como es obvio, no nace en el seno de la clase poseedora, sino en el de la clase trabajadora en sentido amplio, desde la parte más radical en la defensa del cambio social hasta la más moderada, teniendo en cuenta al Marx  del núcleo central de su propuesta organizativa internacionalista: "Trabajadores del mundo, uníos". No es fácil hacerlo pero es la única vía posible.  

NO A LA GUERRA. NO A LA OTAN. 25 ABRIL TORREJÓN.

LIBERTAD PARA CHELSEA MANNING, ASSANGE Y SNOWDEN.


viernes, 17 de abril de 2015

ALBERTO GARZÓN, ESTA NUEVA ESTRELLA DE LA POLÍTICA.

ALBERTO GARZÓN.
En una entrevista en Público, periódico poco dado a echar flores al PCE y a la IU real, este insigne candidato designado a dedo para encabezar la candidatura de IU en horas bajas, por aquello de la "moda joven" y la "renovación", se atreve a acusarme de carrillista, obrero impostado y haber pactado con el PSOE a las primeras de cambio para garantizarme unos sillones. Primero, en vez de hacer ruido con la boca, debería enterarse de qué pasó en la etapa de Carrillo y quiénes se opusieron o se plegaron a sus métodos; segundo, para hablar de obrerismo impostado debería conocer un poco qué significa en primer lugar el término obrero, algo que él parece conocer sólo por referencias librescas ya que ha pasado de levantar las manos en la plaza con el 15 M a flamante diputado; y tercero, debería dar a conocer el pacto secreto de Paco Frutos con el PSOE para garantizarse unos sillones, como afirma en la entrevista, ya que si hubiera sido así sería grave para el PCE y para IU que votaron a favor de un acuerdo negociado entre la mano derecha, que no era yo, y el economista de referencia de Julio Anguita en IU y la dirección del PSOE. Siento haber aceptado hacerme la foto con Almunia entonces, algo secundario que esconde la verdad de fondo, que pocos tienen intención de decir ahora: IU en diciembre de 1999, después de haber perdido en junio de 1999 la mitad de sus votos en las elecciones europeas, autonómicas y municipales, con un coordinador general que no era Paco Frutos, tenía una expectativa de voto del 4%.  La verdad, después de esta incursión trilera en la historia por parte de este personaje de la enésima renovación, llego a la conclusión de que no vamos a llegar muy lejos con "dirigentes" que más parecen neoparlanchines de un 15 M descafeinado que dirigentes sólidos de una organización como IU y que, además, dicen que son afiliados del PCE. Hay que ver el exquisito trato que tiene Garzón con sus compañeros de viaje de Podemos y las coces contra militantes del PCE. Poco estilo para empezar una carrera política.

NO A LA GUERRA. NO A LA OTAN. TORREJÓN 25 ABRIL.
LIBERTAD PARA MANNING, ASSANGE Y SNOWDEN.   

miércoles, 15 de abril de 2015

La historia se repite: disuélvanse

Asistimos a un fenómeno parecido al de 1982, que podríamos caracterizar, con precaución por las diferencias entre entonces y ahora, como de “final de época”. Un fenómeno que es producto en gran parte pero no exclusivamente de los cambios sociales y políticos pero que tiene, además, como entonces, un fuerte componente de intervención directa de las fuerzas económicas dominantes que, encharcadas en la crisis financiera y económica del sistema que defienden, cuando ven que se tambalea un panorama afín a sus intereses buscan el recambio para crear otro. Y lo hacen en un momento en que, a diferencia de 1982, gran parte de la información y propaganda es difundida masivamente por las redes sociales. En 1982 se buscó recambio a UCD y se abrió paso al nuevo PP, por un lado, y se marginó al PCE de cualquier acercamiento importante al poder económico real, potenciando al PSOE de Felipe González, recién purgado de cualquier veleidad de izquierdas con la supresión del término marxista como gesto de aceptación del sistema. Los dos polos del bipartidismo necesario a los intereses del capital, el duro y el progre, se consolidaron en un largo proceso. Ahora, ante las consecuencias sociales de la crisis para millones de personas que habían sido captadas o neutralizadas por el consumismo, que asisten a la espectacular explosión de una corrupción generalizada que afecta a los dos partidos del bipartidismo y a sus socios ambivalentes, tipo CiU, degradando el concepto de política, el régimen dominante busca los recambios en prevención del futuro. Y nace Podemos por el lado progre y Ciudadanos, catapultado desde Catalunya a toda España, por el “centro derecha”. Se trata fundamentalmente de evitar cualquier amago revolucionario callejero y reconducir el bipartidismo a una realidad más compleja desarrollada con la situación generada en los últimos años: más de 5 millones de parados, afectando por encima del 50% a los más jóvenes, muchos de los cuales emigran, y expulsando del mercado de trabajo a los mayores de 45 años,  trabajo cada vez más masivamente precario, a horas y, en muchos casos, sin salario, desahucios, recortes sociales, corrupción, más gasto militar y participación en guerras.

Las fuerzas dominantes, las que sin presentarse a las elecciones mandan desde las finanzas, las bolsas o los fondos de inversión, utilizan a fondo los medios de información y propaganda, todos en sus manos, para controlar y reconducir la nueva realidad. Si antes el PSOE se convirtió en la “casa común” de la izquierda, ahora es Podemos, inducido por las circunstancias y voluntariamente quien, en el más puro estilo felipista, no plantea la unidad de una izquierda plural, sino, simplemente, la absorción de ésta en la “casa común” de Podemos. Si entonces, Felipe González tranquilizó y se subordinó a las fuerzas conservadoras y social demócratas dominantes en Europa y a los EEUU de forma expresa, ahora Pablo Iglesias visita los EEUU, sus instituciones y se hace una interesante y cordial foto con el embajador del imperio, James Costos, en Madrid. Gestos parecidos en ambos casos para que no haya dudas sobre la aceptación del sistema y no su subversión. No extrañen pues el manejo de categoría políticas “ni de izquierdas ni de derechas”.

Y nosotros, ¿qué? Pues si en 1982 fue el “Juntos podemos”, de tan aciago resultado, ahora es una especie de subordinación caótica a la realidad política surgida hace un año sin tan siquiera tener un poco de paciencia y temple político y esperar a que se desarrolle una situación no consolidada, sin hacer caso a las previsiones apocalípticas de unos y a las deslealtades notorias de otros. Los y las que defendemos todavía una alternativa real a lo existente, unitaria, convergente y plural, pero no la liquidación de un proyecto más vigente que nunca, no nos podemos dejar engullir por el agujero negro que el capitalismo siempre impulsa y utiliza para reconstruir su erosionado dominio. Si Podemos y otros quieren unidad para derrotar al PP y acabar realmente, no de boquilla, con el bipartidismo, somos los campeones de la unidad: una coalición y un programa político claro, sencillo y concreto y el compromiso de defenderlo colectivamente en las instituciones y en la calle, sin que nadie tenga que disolverse. Esto es lo que debe hacerse sin sentirse acuciado por los tiempos electorales y teniendo perspectiva. El futuro decidirá los nuevos pasos a dar. Lo demás es subordinación a una concepción superficialmente instrumental de la política, que no debería inspirar ninguna confianza y que sólo sirve para nuestro enfrentamiento.

NO A LA GUERRA.
NO A LA OTAN.
25 DE ABRIL,
MARCHA A TORREJÓN.
LIBERTAD PARA CHELSEA MANNING, ASSANGE Y SNOWDEN.

Publicado en el nº 283 de Mundo Obrero de abril de 2015 en la sección Silbando La Internacional

sábado, 11 de abril de 2015

LA CIA MANEJA A DOS DE SUS TÍTERES: AZNAR Y GONZÁLEZ.

NUEVA OPERACIÓN CÓNDOR.
La CIA y los representantes de la ultra derecha del pasado reciente de América Latina ponen en marcha un nuevo Plan Cóndor, un nuevo acoso "neoliberal y tendencialmente fascista" contra el pueblo y el gobierno de Venezuela, como antes hicieron contra todos los pueblos que luchaban para independizarse y emanciparse y hacen todavía contra Cuba. Y encargan al "neoliberal de claras connotaciones bélico-fascistas" y responsable de crímenes de guerra en Iraq, Aznar, y al turbio personaje del social-neoliberalismo,  F. González, ambos en la nómina del pensamiento de la CIA y del gobierno de EEUU, que hagan el trabajo sucio. E inmediatamente los dos se ponen manos a la obra reuniendo a la flor y nata de los conservadores, reaccionarios y golpistas ex-presidentes latinoamericanos. Esos dos bellacos no van a México a denunciar los innumerables crímenes del narcotráfico en complicidad de silencio con los gobiernos y el penúltimo asesinato de 43 estudiantes; ni a la Honduras o Paraguay de los golpes de estado. No, van a denunciar a los países que como Venezuela son la punta de lanza de la lucha por la justicia social, la independencia nacional y la unidad latinoamericana.
Aznar y González, González y Aznar, son intercambiables.  Los dos representan tres cosas:  la reacción, antes directamente golpista, ahora golpista por delegación; la sumisión a EEUU, gobierne quien gobierne; y los intereses de los grandes grupos del negocio, la especulación y la comunicación de EEUU y del mundo, para que engorden sus multimillonarios beneficios y de paso enriquecerse ellos aún más de lo que lo han hecho ya especulando y vendiendo contactos y relaciones utilizando sus anteriores responsabilidades y siempre contra la mejora de las condiciones de vida de los pueblos.
A esto se debe reducir escuetamente la noticia, no busquen defensas de la democracia y los derechos humanos en todo lo que se mueve alrededor de esos dos energúmenos de la "política". Son simplemente representantes del capital.  Que todavía haya mangantes, embusteros o desinformados por conveniencias, que se atrevan a decir que no hay derechas ni izquierdas y que la clase trabajadora en su conjunto sólo es una ciudadanía vacua con intereses cotidianos caseros y que, consecuentemente, no sabe nada de la historia ni quiere aprender de las ideas y de la política y comprometerse para transformar la realidad en beneficio de la fraternidad entre pueblos y personas, clama al cielo. 
Sin retórica revolucionaria, a la que tantas veces somos muy aficionados,  y poniendo en primer lugar la constante mejora de las condiciones de vida y de trabajo de manera social y ecologicamente sostenible, trabajemos, aprendamos, enseñemos, divulguemos y unamos esfuerzos. Cada cual cómo es y con su bagaje de ideas y propuestas, cada cual con su personalidad singular para crear la colectiva, todos haciendo el supremo ejercicio democrático de construir y unir en la perspectiva de una sociedad radicalmente democrática, es decir socialista, posible por necesaria, o por imprescindible. 

SOLIDARIDAD CON EL PUEBLO Y EL GOBIERNO DE VENEZUELA.
NO A LA GUERRA. NO A LA OTAN.
LIBERTAD CHELSEA MANNING, ASSANGE Y SNOWDEN.

viernes, 10 de abril de 2015

Tres formas de destruir con un mismo objetivo: Libia, Ucrania, Grecia

LIBIA ha dejado de ser una nación, un país, un estado, como era antes de que sus malditas “primaveras” la destruyeran y los criminales de guerra que lo hicieron se fotografiaran ufanos de su “victoria”. Ahora se lavan las manos de la destrucción y el caos, reiterando para justificar sus fechorías la propaganda contra el “tirano” Gadafi. Libia se ha convertido en un territorio de terroristas, vendedores de armas, ladrones locales y saqueadores internacionales cuyos principales logros son la anulación, ya realizada, de todos los derechos sociales a la vivienda, educación, salud y trabajo existentes en la época de Gadafi, y en borrar del mapa las pretensiones del estado libio de unir económica y políticamente a los pueblos de África, incluso con moneda propia no subordinada al euro y al dólar. El imperio occidental, unido al sionismo y al fascismo de Arabia Saudí y Qatar, capitalismo neoliberal por supuesto, son los responsables ante los pueblos y ante la historia de la destrucción de Libia y de la miseria de su pueblo y de los miles de muertos que antes de huir en pateras y morir a las puertas de Lampedusa trabajaban en su mayoría en el país. Y antes la destrucción de Iraq, y ahora la de Siria en la misma zona y por las mismas bastardas razones. La coalición internacional de la guerra también es la responsable de la creación de amplios movimientos de fanáticos terroristas, el Estado Islámico en primer lugar, que asolan la zona y atentan en Europa.

UCRANIA y la actual situación de enfrentamientos bélicos, con miles de muertos y la destrucción de escuelas, hospitales y viviendas, al más puro estilo del terrorismo de Israel en Gaza, es otro de los valientes y democráticos logros del gobierno golpista de Kiev y sus socios de la UE, los EEUU y sus cómplices. El último alto el fuego, en el momento de entregar esta columna (17 de febrero), está fracasando como fracasaron los anteriores por una sencilla razón: porque la coalición de la guerra quiere alcanzar sus objetivos de una manera u otra y éstos son la utilización de Ucrania como plataforma de los intereses del capitalismo europeo y de EEUU, impedir el desarrollo de un gran espacio económico y político no dependiente del euro y el dólar con el esencial protagonismo de Rusia y China, vinculado a la estrategia de los llamados BRICS. Para que ello sea factible es necesario, además de que Rusia quede aislada económica y políticamente, que esté bloqueada militarmente. Polonia es un servil instrumento de esta política imperialista, como en parte lo fue en la segunda guerra. Y Ucrania sería el tapón circular perfecto para esta operación. Lo que pasa es que las cosas no les acaban de salir bien a los golpistas y agresores ucranianos, europeos y norteamericanos porque Rusia no se deja engatusar y en Ucrania una parte de la población no está dispuesta a seguir los pasos de la coalición neo colonial. Y así estamos, con las graves consecuencias para el pueblo de Ucrania y los potenciales peligros de una guerra generalizada en toda Europa.

GRECIA es una constatación más de que destruyen lo que tocan. La situación financiera, económica, social y política de Grecia, incluida su “millonaria deuda”,  no es el fruto de que las clases trabajadores griegas se lanzaran en el pasado al derroche y al despilfarro porque fueran unos desalmados vividores a costa de lo ajeno, sino porque los intereses del gran capital europeo, estructurado en torno a una moneda, el euro, creada bajo las pautas, intereses y condiciones de los grandes bancos, de Alemania en primer término, necesitaba desmantelar zonas industriales enteras de los países periféricos, en beneficio de la gran industria alemana, y convertir a esos países en espacios subalternos de consumo y endeudamiento. Por eso, los bancos alemanes, de acuerdo con los bancos griegos y los gobiernos alemán y de Grecia, volcaron la caja de los euros en Grecia, parasitando su economía hasta hacerla desembocar en el hundimiento actual. Ha sido, pues, la Europa del capital la que ha hundido Grecia, no la inexistente Europa de los pueblos ni el pueblo griego los causantes del desastre económico y social de este país. Y es por ello que el pueblo griego, con amplios sectores populares en la miseria y la pobreza, con recortes brutales en educación y salud y con un paro del 26% de su población activa, no puede seguir en esta situación y el gobierno no puede aceptar las exigencias de la plana mayor neoliberal y parasitaria de la UE que le exige el pago de la “deuda” que ella misma ha creado, de acuerdo con sus colegas griegos de aventuras, para arrodillar y derrotar a Syriza y dejar claro que no hay más política que la que decide la santa Troika. El pueblo griego resiste y sindicatos e izquierda europea deben apoyar esta resistencia.

Como conclusión a todo ello y tomando Libia, Ucrania y Grecia como tres ejemplos de una misma política neoliberal, belicista y enemiga de los pueblos, dejar claro que hay una sola vía para impedir que se lleve a cabo hasta las últimas consecuencias: la denuncia y la movilización permanentes contra la misma, trabajar por la unidad y coordinación de las clases trabajadoras y populares en toda Europa y presentar en cada país y en el conjunto europeo propuestas anticapitalistas de cambio y de paz, y defenderlas en la calle y en las instituciones. No está escrito en ninguna parte que la Europa del capital se imponga eternamente a la Europa de los pueblos.

NO A LA GUERRA.
NO A LA OTAN.
NO A LA EUROPA DEL CAPITAL.


Publicado en la edición impresa de Mundo Obrero nº282 de marzo 2015 en la columna Silbando La Internacional
http://www.mundoobrero.es/pl.php?id=4672